- Nuevo lanzamiento -

Shalom Aleichem
para guitarra de
Gloria Rodríguez Gil


Editorial Dos Acordes | Comprar partitura
16 páginas A4 - 10€




La idea de Shalom Aleichem nace durante el carnaval de 2010, después de que una grave dolencia dejara a la compositora sin poder escribir nada durante el año 2009. Fue en febrero del año 2010 cuando su profesor, Albert Sardá, la animó a componer una pieza para ser estrenada por la agrupación Tactum en mayo de 2010, durante el 25º ciclo de conciertos de la Fundació de Música Contemporánia de Barcelona.

Así es cómo Gloria Rodríguez Gil lleva a cabo la idea de componer tres piezas basadas directamente en el Concierto para piano en SolM de Maurice Ravel, concerto que la compositora no dejó de escuchar mientras estuvo postrada en una cama. Cada una de las piezas lleva un agradecimiento - despedida implícito. La tercera y última será Shalom Aleichem para guitarra sola. La pieza fue rematada en abril de 2011, y estrenada el 5 de Julio del mismo año en Lugo, por el guitarrista Ramón Carnota, en el 3º concierto del XVI ciclo de conciertos de la Asociación Gallega de Compositores.

Shalom Aleichem fue digitada y revisada por la guitarrista Margarita Escarpa, que animó a Gloria R.G. a la composición de la misma, asesorándola constantemente durante el proceso compositivo.

Otras obras para guitarra de Gloria Rodríguez Gil:

Rehabilitación no lavadoiro da Ribeira, para guitarra, bandurria bajo, clarinete bajo y chelo.

Karma, para guitarra sola

JK 5022, para guitarra y contrabajo.




Gloria Rodríguez Gil (Vigo, 19-X-1972) posee los títulos Superiores de Solfeo, teoría, transposición y acompañamiento, Piano y Música de Cámara del Conservatorio Superior de Música de Vigo y obtuvo el título Superior de Composición e Orquestación en el Conservatorio Superior de Música de Barcelona. Estudió composición con José Luis de Delás y Albert Sardá y orquestación con Joám Trillo.

Asistió a numerosos cursos de composición entre los que se destacan los cursos en Sitges “Composición del Siglo XX-XXI”, en clases magistrales de Albert Sardá, Mauricio Sotelo, Jesús Rueda, Joan Guinjoam, Josep Soler, Carlos Cruz de Castro, Alfredo Aracil, Salvador Brotons, Consuelo Díez, Gonzalo de Olavide, David Padrós, Cesar Cano, Xavier Darias, Xavier Benguerel, Tomás Marco, Carles Guinovart, Ramón Barce, etc. Asistió a dos cursos de “Grafías del s. XX” impartidos por Ludovica Mosca y Martine Joste respectivamente, a un monográfico sobre Helmut Lachenmann, por él mismo, y otro sobre “Paisajes sonoras desde el siglo XX” por José María Laborda y Edson Zampronha.

Fue seleccionada en 2004 para asistir al “Encuentro de Composición” en Málaga, a través de la INJUVE, donde recibió clases de Salvatore Sciarrino, Beat Furrer, Mauricio Sotelo, Roberto Sierra, Jesús Rueda y Tomás Garrido y en 2006 al “43 Curso Internacional de verano para Nueva Música” en Darmstadt, donde recibió clases magistrales de Helmut Lachenmann, Toshio Hosokawa, Dieter Mak, Michael Reudenbach, Adriana Hölszky, Beat Furrer, Georges Aperghis y Mark André.

Buena parte de su obra estrenada ha sido grabada en CD, nueve retransmitidas por Radio Clásica de RNE, dos por Radio Voz y otra en emisión portuguesa. Cuatro de sus composiciones han sido editadas en Periferia Sheet Music y una en Agra Nova, editorial financiada por el IGAEM. Tres de sus creaciones fueron galardonadas con el reconocimiento de IBLA Grand Prize (New York). Realizó la banda sonora para el corto de animación Bieito Dubidoso, dirigido por R. Cameselle.

Actualmente reside en Oia, Pontevedra, donde compagina la composición con otras actividades, como la de profesora de lenguaje musical en el Conservatorio de Vigo y organizadora de conciertos didácticos y jornadas de Música Contemporánea.

La primera obra que Gloria Rodríguez compone para guitarra posee una interesante y atípica plantilla instrumental. La propia autora nos cuenta que: “Rehabilitación no lavadoiro da Ribeira, obra compuesta en enero de 2006, está inspirada en la música de Brian Eno empleada durante las sesiones de rehabilitación que me curaron de las lesiones de un accidente que me mantuvo de baja tres meses. Esta pieza es un regalo para gente enferma, o no enferma, que necesita relajarse. El centro de rehabilitación se llama “A fonte da Ribeira”, y por aquel entonces tenía a su frente unas obras de reconstrucción de un precioso y antiguo lavadero; en el cartel ponía: “Rehabilitación do Lavadoiro da Ribeira polo Obradoiro de Pedra de Camposancos”. Casualmente, cuando la autora remató las sesiones, el lavadero ya funcionaba como tal. ¡Fue una rehabilitación por partida doble!”

Sobre su única obra para guitarra sola, escrita en diciembre de 2006 para Margarita Escarpa, Gloria Rodríguez escribe en la página web de la editorial Periferia Sheet Music que: “Karma es el estadio que llega a alcanzar alguien cuando es invadido por una inmensa soledad. La pieza trata de servir como descanso a la vida estresada que la mayoría de la gente trabajadora suele llevar hoy día. Ya que el público que la vaya a escuchar tratará de encontrar unos minutos en su apretada agenda para ir a un concierto, yo se lo agradeceré con unos minutos de relax, o al menos eso espero que sientan con Karma. Se puede calificar de pieza con forma ternaria. Consta de introducción y primera parte evocadora con armoniosas “disonancias” que poco a poco nos van llevando a la segunda parte más dinámica y contrastante con la anterior. Un pequeño episodio nos conduce a la tercera parte que retomará las armonías de la primera pero cada vez más lejanas, final cargado ahora de más romanticismo, si cabe.”

JK 5022, para guitarra y contrabajo, escrita en agosto de 2008, “está dedicada a las familias de las 154 víctimas y a los 19 supervivientes del accidente de aviación acaecido en ese mes en Madrid. Consta de once capítulos que van describiendo cada una de las distintas escenas imaginadas por la autora de aquel fatídico día.”

Fuente: http://mujeryguitarra.wordpress.com/...ria-rodriguez/