Hola,

El "Diario de León" dedicaba hoy su última página a la noticia de que Brian Jeffery se viene a vivir a un remoto pueblecito de la montaña leonesa, donde sin duda va a pasar bastante frío.

Aquí están los detalles:

UN VECINO LONDINENSE
Un inglés en La Cabrera
El historiador Brian Jeffery compra una casa en Villar del Monte, en La Cabrera Alta, con el propósito de dirigir desde allí su editorial virtual de música y literatura
FirmaA. Gaitero Lugarredacción

La pasión por la música ha conducido los pasos de Brian Jeffery desde el corazón de la City londinense a la lejana y olvidada comarca leonesa de La Cabrera, en Villar del Monte, donde acaba de adquirir una casa emblemática con el firme propósito de instalarse allí «lo más pronto posible». La vieja casa del cura se salvará de la ruina. Retirado de la docencia -ha sido profesor de literatura en Saint Andrews (Oxford)- piensa dirigir desde este rincón del suroeste de León su empresa tecla.com, una editorial especializada en música y en poesía francesa de la Edad Media. «Puedo trabajar desde cualquier sitio con Internet y con el e-mail », asegura el doctor Brian. Concha Casado, la etnógrafa leonesa que en el año 1942 realizó su tesis doctoral en Truchas sobre el habla cabreiresa ha sido su cicerone en este viaje al interior de León.

Al profesor británico le había hablado de «una hermosa región en León» una amiga, profesora de música y conservadora del Museo del Encaje de Castilla y León, que realiza su tesis doctoral sobre los métodos de guitarra española en el siglo XIX y que encontró en Brian Jeffery una privilegiada fuente de información para el trabajo, ya que es un experto en el guitarrista y compositor español Fernando Sor (1778-1839). Después de visitar pueblos como Forna y Villar del Monte, símbolos de la arquitectura tradicional en La Cabrera Baja y La Cabrera Alta, Jeffery se quedó prendado de la tradición que conservan sus ancestrales caseríos y también del paisaje cabreirés, «con sus magníficas montañas», precisa.

«En Inglaterra -asegura- he visto pueblos parecidos, pero en ninguno se conserva tanta arquitectura original porque en muchos casos han sido restaurados demasiado». Sin embargo, son visitados cada año por «miles de turistas». Para Jeffery «hay algo intangible que se pierde si se cambian demasiado las cosas». Por ello no habla de restaurar su casa de Villar del Monte, sino de reparar y restablecer, aprovechando al máximo los materiales originales entre los que predominan sobre todo la piedra, la madera y la pizarra. Su ideal es «trabajar con gente de la región que esté dentro de la tradición de La Cabrera y cuyos padres o abuelos trabajaron allí». El doctor Brian no teme sentirse solo: «Hay menos soledad en un pueblo como Villar del Monte que en las ciudades, allí no es posible caminar sin encontrar a gente y hablar».

Jeffery rinde culto a la tradición como editor de libros de literatura y música, «he aprendido a no cambiar sino a iluminar el texto y creo que con los edificios es lo mismo, pues reparar una casa es como editar un texto o tocar una pieza de música histórica». En La Cabrera ha encontrado esta conexión: «Se ve que las casas que hay allí surgen de una tradición muy antigua que aún no se ha cortado».

Brian Jeffery visitó por primera vez España en los años cincuenta, cuando vino de vacaciones con su familia a Málaga. Luego descubrió Barcelona, Sevilla y otras ciudades para la biografía de Fernando Sor, pero finalmente ha elegido La Cabrera leonesa porque «la música y la armonía son muy cercanos a La Cabrera».